SOLIDARIDAD Buena acción

Alumnos de la Boero ponen todo para cuidar a los animales

Encararon una campaña contra el maltrato animal. Son los estudiantes de tercer año primera división turno mañana. La campaña se llama “Protectores en Acción”.

lunes, 25 de junio de 2018

La comunidad educativa de la E.P.E.T.N°1 Ingeniero Rogelio Boero ya celebra el resultado de una hermosa iniciativa solidaria. Y es porque los alumnos de tercer año primera división del turno mañana llevaron adelante una campaña contra el maltrato animal denominada “Protectores en acción”, que contó con el aval del equipo directivo, el apoyo de toda la institución y el acompañamiento de padres y docentes.

Varias reuniones sirvieron para coordinar la tarea de estos jóvenes proteccionistas que fueron guiados por la Regente de Cultura General, Prof. Mónica Moreno Castro; la docente de Lengua, Prof. Adriana Espínola y la preceptora del curso, Prof. Verónica Tejada.

El amor hacia los perritos más necesitados impulsó a los chicos para elaborar el proyecto que contó con  tres etapas centradas en la concientización, la colecta interna voluntaria y la cancelación de deudas en veterinarias afines a tan noble causa, que atienden a mascotas sin hogar.

En palabras del Director de la institución, Ing. Alfredo Antonio Rodríguez, “todos los estudiantes deben demostrar con sus actos que la escuela Boero se manifiesta en contra de cualquier tipo de violencia, incluyendo el maltrato hacia los animales, ya que esto apunta a la formación  integral de nuestros futuros técnicos como personas de bien”.

Es por ello que, en primer lugar, los chicos diseñaron atractivos afiches en contra del maltrato animal y los pegaron en las galerías y aulas. Luego, visitaron cada curso concientizando sobre la relevancia de repudiar el daño hacia las mascotas e informaron acerca de cómo cuidarlas. Las charlas se centraron en una tenencia responsable, que contemple la elaboración de cuchas, una alimentación balanceada, el abrigo adecuado durante la época invernal y la esterilización en clínicas veterinarias habilitadas, entre otros ítems.

El segundo paso fue la recolección de dinero, dentro de la comunidad educativa. Esta contribución voluntaria sirvió para comprar 20 bolsas de alimento balanceado de 10 y 15 kilos que fueron donadas a “Huellitas de esperanza”, una organización proteccionista de animales, que alimenta perros de Médano de Oro, El Mogote y otros “callejeritos” que deambulan en las playas de estacionamiento del hipermercado Libertad y la ferretería Easy. También se encargan del traslado para la esterilización y la atención médica, según contó Virginia Guillaumin, miembro de la agrupación benefactora, que fue invitada a la escuela para hacer efectiva la entrega de lo conseguido.

Finalmente, también está prevista la visita a la clínica veterinaria Salud Animal para colaborar con el saldo de deudas de los tratamientos médicos de algunos animales como la perrita Naty.